¿Debería hacer el esfuerzo de mantener mi dominio, mi alojamiento, y sobre todo, configurar mi correo?